Ambiente Andalucia

Málaga, tres jóvenes fundan una asociación para recoger basura en playas

Hagamos Futuro tiene como objetivo principal la salud del mar

Tres estudiantes de Málaga han fundado Hagamos Futuro, una asociación sin ánimo de lucro que tiene, como objetivo principal, velar por la salud del mar y preservar su ecosistema. Carlos Babot, Manuel Palacín y Lucía Rodríguez, con esta ONG, periódicamente organizan jornadas de recogida de la basura en las principales playas de Málaga a las que acuden grandes y pequeños. La misión para estos jóvenes estudiantes es clara: proteger las playas y el mar de su tierra, la Costa del Sol.

Desde hace algunos años, los países de Europa y del Mundo y sus gobiernos están trabajando para intentar reducir el consumo de plástico que está poniendo en peligro nuestro ecosistema. En Andalucía, como en el resto de España, los ciudadanos están intentando adoptar aquellas clásicas medidas como, por ejemplo, reciclar de manera correcta, reducir los desperdicios de agua durante su consumo cotidiano, evitar tirar las colillas y otros residuos al suelo, que permiten que cada uno de nosotros mejore la calidad de vida de la sociedad entera. Sin embargo, esto no es suficiente. Bien lo saben estos tres jóvenes universitarios con la pasión por la vela y el mar: << Cada vez que salimos hay prácticamente una botella que recogemos, una bolsa de patatas, de pipas… siempre hay algo>>, relata Babot. Para ellos, la lucha contra el plástico se ha convertido en una verdadera misión y, gracias a esta ONG, tratan de concienciar a sus pares y a todos los ciudadanos de la importancia de este tema de candente actualidad.

Esta no es la única iniciativa por parte de los boquerones que, ya desde hace algunos años, se preocupan por mantener su ciudad lo más limpia posible a través de otras asociaciones como la Asociación Centro Histórico de Málaga, el Ayuntamiento y la Universidad. Proteger el ecosistema tiene que convertirse en nuestra prioridad no solo para defender nuestra salud, sino también nuestro bienestar económico y, sobre todo, el bienestar económico de aquellos operadores que viven de turismo marítimo. El camino para nosotros como seres humanos, ciudadanos y políticos es largo, todavía… pero desde algún punto tenemos que empezar para proteger la belleza de nuestras tierras.

© Riproduzione Riservata

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *